20/7/11

LOS HÁBITOS IDENTIFICAN SU CALIDAD DE VIDA

Por: Edward Pinilla

pinillafl@hotmail.com

Un viejo cacique de una tribu estaba teniendo una charla con sus nietos acerca de la vida. Les decía: una vieja pelea está ocurriendo dentro de mí, es entre dos lobos; uno de los lobos es maldad , temor, ira, envidia, dolor, rencor, avaricia, arrogancia, culpa, resentimiento, inferioridad, mentira, orgullo, competencia, superioridad, egolatría.

El otro es bondad, alegría, paz, amor, esperanza, serenidad, humildad, dulzura, generosidad, benevolencia, amistad, empatía, verdad, compasión y fe. Esta misma pelea está ocurriendo continuamente dentro de ustedes y dentro de todos los seres de la tierra. Los chicos se quedaron pensativos, y uno de ellos preguntó a su abuelo: ¿Cuál de los lobos ganará? …y el viejo cacique respondió simplemente: “El que alimentes”.

Al igual que esta historia, los lobos representan los hábitos que albergamos durante la vida, ellos determinan el camino a seguir. Si hoy tú vida pasa por constantes altibajos emocionales, los cuales no comprendes, es el momento que examines tus hábitos.

Un hábito se define como un comportamiento que se repite varias veces hasta convertirse en automático. Lo bueno de esto, es que se pueden reprogramar e invertir sus efectos para que funcionen para bien y conduzcan directamente al bienestar, pero ello requiere disciplina para establecer los cambios necesarios. ¿Estás dispuesto a cambiar tus hábitos? Como decía Albert Einstein “locura es hacer los mismo, lo mismo y los mismo, esperando resultados diferentes”. Si quieres cambiar tú vida, no existe otra alternativa más que cambiar los hábitos, de lo contrario seguirás obteniendo los mismos resultados.

La resistencia al cambio puede definirse como mediocridad. Decídase a cambiar hoy mismo y notará al cabo de unos días como todo empieza a ser diferente. Comience a tener hábitos exitosos y encontrará resultados similares.

Cambiar un hábito puede lograrse entre 21 días o cuatro semanas, algunas personas tardan más tiempo, dependiendo del grado de intensidad y disciplina con que se trabaje el nuevo comportamiento, luego de ese tiempo de repetirlo todos los días, ya pasa a ser parte de usted, que no requiere mayor esfuerzo, es algo que ya se aplica automáticamente.

¿Cómo puede identificar los malos hábitos? Primero tome consciencia sobre cómo está su vida, si siente que está atrapado en un callejón sin salida en el que no sabe qué camino tomar, siente que todo a su alrededor parece estar mal y le atribuye permanentemente sus resultados negativos a otros o saca excusas por sus errores, es porque está haciendo las cosas mal y la falla está en usted, no en el exterior, la raíz está en su interior, es allí donde debe buscar, son sus hábitos que no le permiten hallar la calidad de vida que usted se merece.

Entienda que usted nació para ganar, es un ser humano dotado con todas las cualidades para ser grande y exitoso, pero debe proveerse de las herramientas necesarias para lograr alcanzar esa vida a la cual tiene derecho, pero eso sólo lo puede lograr usted y nadie más que usted.

Algunos malos hábitos pueden ser: llegar tarde a citas, hablar en vez de escuchar, responder airadamente cuando le hacen un reclamo, olvidar el nombre de una persona un minuto después de conocerla, trabajar sin tomarse descansos o sacar la excusa de mucho trabajo para evadir responsabilidades, no pasar suficiente tiempo de calidad con su familia, comer a horas irregulares, socializar demasiado por teléfono, llevar trabajo a casa, salir de casa sin despedirse de sus seres queridos y su mascota, y dejar todo para última hora.

Examínese bien y encontrará en usted las causas que lo hacen ser improductivo y que lo alejan de esa vida de bienestar y éxito. También entienda que usted es el resultado de las 10 personas más influyentes a su alrededor. Aprenda a elegir a sus amigos y busque retroalimentación en ellos, para poder mejorar sus hábitos.

Conferencias y talleres. Cel. 3175206658

No hay comentarios:

Publicar un comentario